Liquidez, cash, efectivo, tesorería, disponible, caja… son términos muy valorados en este momento. El Covid-19 ha generado un estado de incertidumbre que se prolongará durante los próximos meses, convirtiendo al efectivo en el nuevo protagonista. En una situación normal el exceso de liquidez podría considerarse una mala inversión, sin embargo, hoy es una fuente de seguridad que permite a las empresas hacer frente a esta crisis. Hoy más que nunca “Cash Is King”.

En la crisis del Covid-19, Cash Is King

Esta expresión fue acuñada en la década de los 90, pero no fue hasta la crisis de 2008 cuando cobro especial relevancia, ya que cuando todo va bien tener efectivo en mano significa que no está produciendo beneficios, siendo en periodos de inestabilidad cuando los directores financieros empiezan a priorizar el efectivo como seguro.

Uno de los grandes inversionistas, Warren Buffett, ha comentado que suele operar con un nivel de liquidez especialmente elevado para poder hacer frente a cualquier imprevisto, promoviendo la importancia del concepto “Cash Is King” especialmente en tiempos de crisis como el que estamos atravesando globalmente con el Covid-19. El magnate inmobiliario Alex Spanos, y el CEO de Volvo, Pehr G. Gyllenhammar, han utilizado esta expresión para enfatizar la necesidad de disponer de liquidez en momentos tan excepcionales como el actual.

El efectivo es vital en este estado de alarma tanto para multinacionales como para pymes y autónomos

Los gastos no discriminan, da igual que sea una corporación multinacional o un autónomo, es imprescindible disponer de caja para hacer frente a los pagos. Sin embargo, la práctica habitual de los departamentos financieros es invertir la mayoría del efectivo disponible con el objetivo de obtener el mayor rendimiento posible, lo que deja a muchas empresas en una situación de vulnerabilidad cuando surge una crisis, especialmente una tan brusca y acentuada como esta del coronavirus.

Con este cambio repentino del panorama y la necesidad a corto plazo que tienen las empresas para hacer frente a sus obligaciones, los CFOs deben buscar nuevas fuentes de liquidez.

La deducción del IVA soportado en gastos de viaje como fórmula de obtención de liquidez

El marco tributario vigente en España es propicio para la obtención de liquidez por la vía de la deducción del Iva soportado en los gastos incurridos en los últimos 4 años. La posibilidad que otorga la ley de solicitar facturas de canje de aquellos gastos justificados mediante facturas simplificadas dentro del plazo de prescripción tributaria general (4 años), permite a todas las empresas deducirse todas las cuotas soportadas y no deducidas en su próxima liquidación del Impuesto sobre el valor Añadido, disminuyendo de esta forma la cantidad a ingresar y optimizando consiguientemente su Tesorería.

60dias, ahora más que nunca al lado de sus clientes

En 60dias somos conscientes de que ahora, con este estado de alarma, más que nunca, las empresas necesitan liquidez. Por ese motivo estamos comprometidos con el objetivo de reducir al máximo los tiempos de recuperación, redoblando esfuerzos y aumentando la capacidad de los departamentos de digitalización y contabilización.

Con tasas de éxito superiores al 80% del IVA susceptible de recuperación, nuestro objetivo se fija ahora en acelerar los procesos de recuperación lo máximo posible. Toda la plantilla está comprometida con este objetivo común, procesando el 100% de las facturas simplificada recibidas y prestando un servicio rápido, sencillo y personalizado a cada cliente, convirtiéndonos en un apoyo esencial para superar la crisis de Covid-19 a las empresas que quieran recuperar por este concepto.

Autor:

Foto Javier Duran

Javier Durán Basté

Director de Marketing de 60dias

Foto Javier Duran

Javier Durán Basté

Director de Marketing de 60dias